¿Cómo sería Panamá sin inversión extranjera? ¡Descúbrelo!

skyline

Si alzamos la vista al horizonte de Panamá, nos encontramos un país que disfruta de un crecimiento continuado y en dirección ascendente. Cada año que pasa los índices socioeconómicos marcan valores positivos. Panamá está siendo un ejemplo de trabajo y progreso en la oscura inmensidad de la actual crisis.

El mundo no es ajeno a esta disyuntiva, y muchos países han puesto sus ojos en tierras panameñas para hacer florecer sus negocios. Para dejar un poco más transparente este dato, podemos afirmar que la inversión extranjera Directa (IDE) ha crecido en un 21%, pudiendo sobrepasar la barrera de los $5mil millones. Expertos han destacado que la fuente originaria de dicha inversión esta relaciona con la construcción del tercer juego de esclusas del Canal de Panamá que está trayendo mucho capital extranjero. ¡Bendito Canal de Panamá!

Panama City at night (skyline from Ave. Balboa)

Pero ¿Cómo sería Panamá si en las últimas décadas no hubiese sido inyectado con inversión extranjera? ¿Sería la misma Panamá sin la influencia del capital humano y material extranjero. Les invitamos a dar un paseo por el pasado, presente y futuro de esta cuestión.

Imaginen un Panamá sin su Canal…

Desde mediados del siglo XIX Panamá ha sido fuertemente influenciada por inversiones extranjeras, particularmente, de Estados Unidos que han afectado a muchos campos estratégicos de la nación. Vamos a coger una goma de borrar e intentar eliminar estas inversiones, de este modo vamos a enumerar que cosas cambiarían:

  1. Inexistencia del Canal de Panamá. ¿Qué sería de Panamá sin su Canal? Más vale no pensar en ello, pero pudo ocurrir. Sin la locura del proyecto francés hasta la administración por parte de Estados Unidos, el Canal de Panamá ha sido y es el motor de la comunidad Panameña. El punto de partida del progreso del país. Eliminar este pilar socioeconómico de la vida de Panamá borraría del mapa todos los beneficios políticos, económicos y de negocio que proyecta esta maravilla. Panamá no tendría la proyección ni la incidencia en el transporte marítimo y del mercado global. A día de hoy sigue siendo el pilar abanderado del país, con su nueva ampliación, sigue produciendo pingües beneficios a la nación.

  2. Metro de Panamá, una utopía. Un proyecto tan innovador como mastodóntico está al alcance de muy pocos países. Obviamente Panamá no lo ha logrado por ella misma, ha necesitado de la ayuda de inversión extranjera: Brasil o China ofrecieron crédito para financiar el proyecto, además la licitación de la obra fue analizada por diferentes consorcios extranjeros (España, Francia, Suiza etc.). Si cerramos los ojos a esta inversión la idea de disfrutar de un servicio público moderno e innovador sería más que un sueño.

  3. Horizonte vacío de rascacielos. El bonito horizonte de Ciudad de Panamá salpicado de excelentes y admirados rascacielos, muchos de ellos albergando la administración de numerosas empresas extranjeras, no hubiera visto la luz nunca: Trump Ocean Club Panamá o The Point, quizás, adornarían en otra capital mundial.

  4. Cero Proyectos de Construcción. Panamá vive salpicada de diferentes proyectos de construcción que están dado vida y nombre a la capital del país: Punta Pacífica, el proyecto de las islas artificiales, la construcción del distrito financiero, Calzada de Amador, Avenida Balboa, … eliminen esas imágenes de sus mentes.

Más cosas a tener en cuenta

El carácter multicultural que, la privilegiada situación geográfica de Panamá, ha propiciado tener ha originado un sinfín de peculiaridades, gracias a la pequeña, media y gran inversión extranjera de diversos grupos sociales, cambiando la forma de vivir y el color de Panamá.

De este modo a pie de calle, no disfrutaríamos de los voluntariosos y útiles Chinos incrustados en cada esquina de cada calle, más supermercados que los de la marca El Rey. No degustaríamos los productos de la cadena de comida rápida Nikos, emparedados deliciosos y su comida griega.

Sin la influencia del pueblo judío no existiría “El Costo o “Titan” grandes establecimientos que se ha hecho un hueco en los negocios de Panamá. De los españoles no disfrutaríamos de sus excelentes restaurantes y su excepcional comida.

Llegado a este punto parece ser que Panamá no sería lo mismo sin la excepcional inversión extranjera en nuestras vidas, pero hay más no habría un mercado hotelero en condiciones, la institución de empresas extranjeras en Panamá no sólo ha conllevado trabajo ha originado un empuje de la subida salarial.

Inversión extranjera en Panamá. Curiosidades

No sólo la fenomenal disposición geográfica de Panamá es el factor que ha originado la continua inversión extranjera en el país, además existen otro tipo de connotaciones que han facilitado el cambio de Panamá mediante esta influencia extranjera:

  • El inversionista extranjero puede invertir en las áreas económicas que permite la Ley: Sanidad, explotación de minas, comercio y turismo, agricultura etc.

  • Creación de la Ley 54 sobre la estabilidad jurídica de las inversiones, por ejemplo las personas naturales o jurídicas, que lleven a cabo inversiones en Panamá, gozarán por un plazo de diez años de beneficios de estabilidad jurídica, tributaria etc.

  • PanamaEmprende es un mecanismo que ha facilitado la creación de empresa y la inversión extranjera.

  • Leyes actuales para promover la inversión extranjera: Agencia Económica Especial Panamá-Pacífico, Ley de Sedes Multinacionales, Ley de Incentivos al Turismo etc.

Lea aqui: Rascacielos en Panamá #2. Punta Pacífica >>

Sin la influencia de la inversión extranjera no sabríamos qué país tendríamos, pero si somos capaces de analizar qué cosas importantes no disfrutaríamos y que son claves para la vida actual en Panamá.

¿Sería mejor Panamá sin la inversión extranjera? ¿Te imaginas un Panamá sin Canal? ¿Es posible otro Panamá?

Manténgase Informado!

Suscríbase ahora y reciba lo mejor de The Panama Observer primero

*La suscripción es Gratis y Puede Cancelarla siempre*